El más digno homenaje a la vida
¿Qué es la tanatología?

¿Qué es la tanatología?

La muerte siempre ocurre. Es un hecho ineludible, y al tener que enfrentarse con lo cotidiano, el hombre ha tenido que aprender, a lo largo de su evolución, a plantear este tema desde otros ángulos y perspectivas.

El aprender a afrontar la muerte en cualquiera de sus vertientes, ya sea de experiencia individual o de doliente, es también aprender a asumir, en toda su dimensión, nuestra propia humanidad. La Tanatología comprende muchos campos de acción, desde la atención al enfermo moribundo y a su familia, hasta la elaboración del proceso de duelo por una pérdida significativa.

Ante una pérdida, psicológicamente traumática, el doliente necesita un tiempo y un proceso para volver al equilibrio normal. La muerte repentina es la más difícil de asimilar para los familiares o personas cercanas al fallecido. Una enfermedad terminal o un deceso inesperado, son sucesos difíciles de aceptar para el enfermo y sus seres cercanos, debido a esto hay una disciplina integral que estudia el fenómeno de la muerte: la tanatología.

Esta disciplina científica se encarga de encontrar el sentido al proceso de la muerte, sus ritos y significado. Que integra a la persona como un ser biológico, psicológico, social y espiritual para vivir en plenitud y buscar su trascendencia. También se encarga de los duelos derivados de pérdidas significativas que no se relacionan con la muerte física o enfermos terminales, como estados vegetativos o terminación de relaciones amorosas.

Tanatología “El estudio de la vida que incluye a la muerte”

Una definición más concreta es considerarla como “el estudio de la vida que incluye a la muerte”. Del origen griego thanatos (muerte) y logos (estudio o tratado); por tanto, el objetivo de la tanatología es proporcionar ayuda profesional al paciente con una enfermedad en etapa terminal y a sus familias, o bien a una persona que viva algún tipo de pérdida.

Uno de los puntos más importantes en la tanatología es el principio de autonomía, el cual le permite al individuo tomar sus propias decisiones relacionadas con el proceso de morir. La dignidad de la persona se comprende sólo a través del respeto a la libertad.

Otro de los aspectos importantes en la tanatología es aprender los diferentes medios por los cuales la persona puede tener ese principio de autonomía. Por ejemplo, pueden llevarse ciertas acciones, desde la realización de testamentos, legados, responsabilidades, o voluntades anticipadas. Un gran reto con respecto al estudio de la tanatología es educar a las personas desde niños y jóvenes sobre los aspectos que involucren el proceso de la muerte y los aspectos espirituales de la existencia.

Recuerda que es importante reconocer y solicitar ayuda ante un proceso de duelo difícil, aceptar que necesitas ayuda de un profesional es el primer paso para comenzar a sanar una pérdida.

Comentar

Tu correo no será visible públicamente